Terapia de Familia

La terapia de familia se basa en la premisa de que el comportamiento de un individuo no se da aisladamente sino en un contexto más amplio que incluye a otras personas significativas, especialmente la familia. La terapia familiar se beneficia de los recursos de cada uno de los miembros para ayudar a solventar los conflictos existentes y mejorar su calidad de vida.

Este abordaje ayuda a las familias a superar crisis, solventar tensiones, mejorar la comunicación, así como a preparar a los distintos miembros frente a cambios estructurales: llegada de un nuevo miembro (nacimiento de un hijo, adopciones, formación de una nueva pareja, etc.), rupturas (separaciones, divorcios) enfermedades o muerte de algún miembro de la familia, etc.

Algunas familias se benefician especialmente de este enfoque: aquellas donde existen niños y adolescentes que presentan problemas de comportamiento, cuando se presentan conflictos de pareja que repercuten en los hijos, aquellas en las que se han dado  acontecimientos vitales estresantes (divorcio, enfermedad o muerte de algún miembro de la familia, adopciones, migraciones, etc.).

Las sesiones pueden ser dirigidas por un terapeuta o también puede realizarse en co-terapia (con dos psicólogas/os trabajando a la vez en la sesión).

La terapia de familia se basa en la premisa de que el comportamiento de un individuo no se da aisladamente sino en un contexto más amplio que incluye a otras personas significativas, especialmente la familia. La terapia familiar se beneficia de los recursos de cada uno de los miembros para ayudar a solventar los conflictos existentes y mejorar su calidad de vida.

Este abordaje ayuda a las familias a superar crisis, solventar tensiones, mejorar la comunicación, así como a preparar a los distintos miembros frente a cambios estructurales: llegada de un nuevo miembro (nacimiento de un hijo, adopciones, formación de una nueva pareja, etc.), rupturas (separaciones, divorcios) enfermedades o muerte de algún miembro de la familia, etc.

Algunas familias se benefician especialmente de este enfoque: aquellas donde existen niños y adolescentes que presentan problemas de comportamiento, cuando se presentan conflictos de pareja que repercuten en los hijos, aquellas en las que se han dado  acontecimientos vitales estresantes (divorcio, enfermedad o muerte de algún miembro de la familia, adopciones, migraciones, etc.).

Las sesiones pueden ser dirigidas por un terapeuta o también puede realizarse en co-terapia (con dos psicólogas/os trabajando a la vez en la sesión).

Tu nombre (requerido)

Tu E-mail (requerido)

Asunto

Tu Mensaje

PARA MÁS INFORMACIÓN SOBRE NOSOTROS:

info@psicobilbao.com

688779275

Llámenos